martes, 14 de noviembre de 2017

Me rindo

Me rindo y no porque me falten fuerzas para pelear contra ti, sino porque entendí que los guerreros como yo debemos elegir que batallas pelear y que que batallas rendirse.

Me rindo no porque seas superior a mí, sino porque necesitarás hacer acopio de todas tus fuerzas y energías para rehacerte el día que te des cuenta del tiempo que desperdiciaste en una pelea inútil en donde hablaba más tu ego que la voz de tu corazón.

Me rindo y no es debilidad, sino porque no merezco desgastarme con una persona como tú: tóxica y podrida, que va por el mundo repartiendo pedazos de su miseria emocional, pisando a los que cree que son inferiores para así engrandecerse ante los ojos de los demás.

A las personas como tu no hay que desearles el mal,, hay que desearles que la vida y el Universo les dé lo que merecen y no lo que creen merecer.
Hay que tenerles compasión en lugar de envidia, pues el lugar en donde deberían ocupar hermosos sentimientos lo tienen lleno de lo más negro y oscuro que el ser humano posee.

Me rindo y espero que llegues a ser tan feliz, tener la paz que crees haber alcanzado y que estás a miles de años luz de tener y sentir.

Con todo mi corazón:
Oreades 
(10-nov-2017)


jueves, 20 de abril de 2017

Oración de un alma viajera

Señor, antes de tomar mis maletas y salir de mi hogar hacia el encuentro con mi destino vengo ante ti, a ponerme en tus manos.

Gracias primero por la oportunidad de realizar éste viaje, por poner al alcance de mis manos los medios para lograr alcanzar un sueño que desde niña tuve.

Te pido por favor que me lleves con bien , que las personas que me trasladarán no tengan ninguna complicación, quitannos los obstáculos del camino.

Despeja el cielo y pon tu sol más reluciente o las estrellas más brillantes para iluminar la ruta que seguirán através de tu cielo.

Permíteme llegar a un lugar confortable, en donde me hagan sentir como en mi casa, haz que no extrañe dormir en mi cama, proveeme de alimento y cobijo en éstos días que me ausentaré de casa.

Pon en mi camino por favor a la gente que me ayudará en el caso necesario, haz que nada malo o negativo me suceda, y que en caso de ser así pueda resolver de la mejor forma lo sucedido.

Guía mis pasos a conocer lugares que me enriquezcan con nuevas experiencias para así querer regresar una y mil veces más.

Dame la oportunidad de visitar también tu casa, para arrodillarme y darte las gracias por haber realizar éste viaje.

Pon el espacio suficiente en mi mente y mi corazón para recordar todos y cada uno de mis pasos por esa ciudad y que a mi regreso a casa pueda compartir con la gente que amo y me espera ésta experiencia de vida.

Por último papá Dios, permite que regrese a mi casa, con mi familia, amigos y seres queridos pues todos ellos me esperan.

¡¡Gracias, gracias, gracias Universo por éste regalo!!

15-marzo-2017